¿Por qué necesitas que tu empresa trabaje bien el SEO Off-page?

El SEO se puede dividir en dos grandes grupos: on-page y off-page. SEO off-page se refiere a todos los esfuerzos que se realizan fuera del sitio web para que el ranking en los motores de búsquedas se eleve. Por eso, muchas personas entienden el SEO off-page como un sinónimo de construcción de enlaces.

Ciertamente, la construcción de enlaces es una parte muy importante del SEO off-page, pero no lo es todo. De hecho, va mucho más allá de eso. Para hacer una explicación con un ejemplo simple, si pedimos a un usuario que se vincule de alguna manera con la marca, estamos haciendo SEO off-line, ya que no ha cambiado nada de la página web en ese proceso. Pero, si se mejora la velocidad del sitio web, entonces estaríamos en presencia del SEO on-page.

Entonces, podríamos afirmar que en el SEO on-page se tiene el control completo de lo que está pasando, mientras que para el SEO off-page esto no siempre sucede así. Una manera fácil de determinar qué tipo de SEO estás haciendo es preguntarse si las acciones están por completo bajo tu control. Si la respuesta es no, entonces tienes altas posibilidades de estar haciendo un SEO off-line, aunque no te hayas dado cuenta.

Por qué es importante el SEO off-line

El algoritmo de Google toma en cuenta múltiples factores para determinar el ranking de las páginas de resultados de búsquedas orgánicas: este tema es el causante de muchos quebraderos de cabeza para los estudiosos del SEO.

Es verdad que es difícil determinar cuáles son los factores exactos que utiliza Google para hacer la clasificación, pero por ejemplo, el gigante de los buscadores confirmó que se basan en un algoritmo llamado PageRank que es capaz de analizar la cantidad de backlinks o vínculos que apuntan a una página web.

Por eso, ese mismo algoritmo es el causante de la correlación que existe entre el número de sitios webs únicos que apuntan a una página y sus clasificaciones.

En suma, Google hará sus clasificaciones no sólo por el mérito del contenido, que puede ser de excelente calidad, sino también por otros factores externos que son precisamente el objetivo de trabajar con el SEO off-page. ¡Empecemos!

  1. Dominios de referencia. Cuanto más enlaces de sitios web únicos se tengan, más alta será la clasificación en el ranking de Google. Además, también tendrás un tráfico de búsqueda más orgánico. Si quieres verificar cuántos vínculos de retroceso tiene un sitio web, puedes buscar algunas herramientas que te ayudarán a chequearlo. En cualquier caso, la intención no necesariamente es construir más vínculos de retroceso al sitio web, sino construirlos directamente en las páginas que necesitas que clasifiquen en los motores de búsqueda.
  2. Calidad de los enlaces. En realidad, no todos los enlaces son iguales: la calidad que tenga cada enlace es importante y eso lo evalúa el algoritmo PageRank. Si la página de enlace tiene mayor autoridad, esto repercute en las páginas a las que enlaza. Esto se traduce en que un enlace de una página de alta autoridad tendrá más relevancia que el de una página que tenga una autoridad menor. Pero si quieres conocer cuál es la autoridad de un sitio web, puedes chequearlo con algunas métricas de Calificación de URL. Hasta 2016, Google solía hacer públicos los puntajes de PageRank, pero descontinuó esa práctica, así que se pueden buscar otras herramientas.
  3. “Dofollows” versus “Nofollows”. Si los enlaces tienen una etiqueta “nofollow”, el PageRank no les transferirá la autoridad. Por eso es bueno que se priorice la construcción de enlaces que contengan la etiqueta “dofollow”. Esto porque un sitio puede tener enlaces, pero si tienen la etiqueta “nofollow” entonces perderán autoridad. Hay una extensión de Chrome que permite que resalten los enlaces “nofollow” de la página. Otra manera también puede ser utilizar una herramienta que permita ver cuáles son los enlaces “dofollows”, lo que resultará útil para priorizar las oportunidades de backlinks. Tampoco todo esto significa que los enlaces “nofollow” no posean ningún valor: serán útiles para generar tráfico de referencia y provocar efectos indirectos positivos en el SEO.
  4. Anclaje. El texto de anclaje son las palabras en las que se puede cliquear para vincular una página web con otra. PageRank utiliza una serie de técnicas para que la calidad de la búsqueda sea mejor: entre los elementos que toma en cuenta está la clasificación de la página y el texto de anclaje. Si los backlinks tienen un texto de anclaje que se relaciona con el tema general de la página web, esto influirá en la clasificación. Algo a tomar en cuenta es que el algoritmo de Google penaliza a los sitios que pretenden manipular el ranking construyendo enlaces con textos anclas con muchas palabras clave. Pero la parte buena es que la mayoría de los usuarios se vinculan de manera natural con los enlaces. Por ejemplo, un artículo sobre un tema particular que posea un vínculo con un anclaje similar al tema tendrá posibilidades bastante altas de que el usuario cliquee.
  5. Relevancia. Los backlinks son una buena oportunidad para conseguir la mejora en el posicionamiento web. Si un sitio web hace un vínculo con tu sitio, entonces generará una relación entre ambos y lo ideal sería que se garantice la calidad del contenido o de la tienda, si es el caso. Pero, hay que tomar en cuenta que la relevancia del sitio web del enlace y la relevancia de la página web también es importante. En general, los especialistas en SEO coinciden en afirmar que la relevancia en muchos casos es más importante que la autoridad para el ranking. Por supuesto que esto también dependerá de los objetivos que se quieran lograr.
  6. Tráfico. El tráfico orgánico tiene una relación directa con las páginas de alto rango: los enlaces de las páginas que tienen mucho tráfico orgánico tienen más peso que los enlaces de páginas que no tienen tráfico orgánico o que su tráfico orgánico es poco. Algunas herramientas permiten que se vea el tráfico orgánico. Si la idea es que se repliquen los backlinks de tu competencia, una buena idea será ordenar los enlaces que tengan mayor valor en lo que respecta al tráfico orgánico. También aquí se debe tomar en cuenta que aunque es importante que los enlaces a las páginas de alto tráfico orgánico se prioricen, los enlaces que tengan poco o nada de tráfico, pero son relevantes y tienen algún nivel de autoridad, no deben desecharse sino que deben seguirse.

Enlaces como factor de clasificación

A pesar de que los enlaces como elemento de clasificación tienen unas dos décadas, siguen siendo un factor crítico en este momento. La razón de esto es bastante simple: son muy difíciles de manipular.

En algunas ocasiones, los backlinks se pueden adquirir, aunque esto no es para nada recomendable. Además, en general, conseguir que los enlaces sean de buena calidad no es una labor fácil: los usuarios no se vincularán con los contenidos a menos que estos sean relevantes.

Otros factores del SEO off-line

Aunque la creación de enlaces es el ejemplo más obvio del SEO off-line, hay otros elementos a tomar en cuenta.

  1. Citas NAP. NAP se refiere a las menciones online de la empresa, que muestran el nombre, la dirección y el teléfono. Esta es una buena fuente de clasificación off-line para los negocios locales.
  2. Menciones de marca. Cuando una mención de la marca tiene un enlace, es directamente un asunto de SEO. Pero si la mención no posee vínculo o enlace, Google tiene un sistema en el que cuenta los enlaces expresos, que serían las menciones vinculadas y los enlaces implícitos, que serían las menciones sin enlace.
  3. Comentarios. Este es un factor muy importante en la clasificación de resultados de Google. Mientras más críticas positivas tenga, la clasificación crecerá, mientras que las críticas negativas harán el efecto contrario.

En definitiva, el SEO off-page pudiera parecer un tanto más difícil que el SEO on-page, pero esto se debe a los factores externos de los que depende principalmente. Sin embargo, un SEO off-page bien hecho será una garantía de la confiabilidad de su clasificación.

Imagen cortesía de https://brandinamic.com, todos los derechos reservados.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *