¿Qué es el efecto WOW?

Cada día recibimos miles de mensajes e impactos publicitarios. Puede parecer una exageración pero te aseguramos que no lo es… Si piensas en la cantidad de mensajes publicitarios que ves en el periódico, en televisión, en las páginas web que visitas, en la calle, en las redes sociales en las que estás presentes, etc; te darás cuenta que efectivamente, son miles los anuncios que digieres cada día.

efecto wow - ¿Qué es el efecto WOW?Quedarnos con todo sería una auténtica locura, en realidad es solo el 10% de esos anuncios publicitarios, más o menos, lo que retenemos y asimilamos.

No solo porque nos quedamos solo con un pequeño porcentaje de los impactos que recibimos, sino porque la competencia es feroz, las marcas cada vez compiten de manera más fuerte y creativa por destacar entre las demás y sorprender a los consumidores. Y es justo aquí donde entra en juego lo que en marketing llamamos el efecto WOW.

¿Qué es el efecto WOW?

Se trata de la capacidad de la marca de generar sorpresa entre el público, usuarios y/o clientes. El objetivo de crear una experiencia emocionante para diferente entre el público objetivo y destacar entre la competencia; consiste en crear experiencias recordables.

Y, ¿cómo se consigue generar ese efecto sorpresa? Pues a través de mensajes o acciones creativas que se salen de lo normal; recurriendo al misterio; buscando tocar la fibra sensible y emocionando a los consumidores; a través del humor; etc.

Ejemplos de “efecto wow”

Si nos vamos a algo que conozcamos —casi— todos, podríamos hablar de la acción de marketing llevada a cabo por la marca RedBull en la que Felix Baumgartner cae desde el espacio rompiendo la barrera del sonido. El efectos WOW, aquí, estaba garantizado.

 

Pero vamos a un ejemplo más práctico: por ejemplo el efecto WOW puede producirse cuando, en un paquete recibido por una compra a través de una tienda online, además de llegarte el producto a casa en perfectas condiciones y los plazos prometidos, en el interior el packaging está especialmente cuidado y además contiene una tarjeta con un bonito mensaje de la marca; o un cupón descuento para tu próxima compra; o unas muestras de otros productos… Son solo algunos ejemplos.

No se trata solo de ser creativo, sino de tener la capacidad y habilidad de hacer que tu público exclame ¡WOW! ¿Lo has conseguido?

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *